Las recetas de Lucía
Mis recetas para compartir

Bizcocho de naranja en tarro

Por El blog de Lucía el 22 de enero de 2012 | 19:35

El otro día moneando aquí y allá me encontré con una receta que me encantó por lo sencilla y práctica a la vez, os cuento: se trata de hacer un bizcocho, hornearlo en un tarro, taparlo y tenerlo disponible en la despensa para esos días en los que apetece algo dulce y casero.
La receta original es de Ana en la cocina.

La masa que utilicé para estos bizcochos es la que hago siempre y que queda muy rica y esponjosa, se trata del Bizcocho de naranja del libro de Thermomix pero con alguna modificación.



Ingredientes:
250 gr de azúcar
1 naranja entera de zumo sin pelar
3 huevos
100 gr de aceite de oliva
1 yogurt natural  (yo utilizo la medida del yogurt pero de leche)
250 gr de harina
1 sobre de levadura Royal
Un pellizco de sal

Elaboración:
Lo primero que haremos será esterilizar los tarros que vayamos a utilizar, para ello los hervimos durante 30 minutos.
Precalentamos el horno a 180º.
Preparamos unos tarros de cristal que tengan tapa y los untamos con mantequilla y luego los espolvoreamos con almendra molida o harina.
Ponemos en el vaso de la Thermomix, el azúcar, la naranja troceada y los huevos. Cerramos y programamos 3 minutos, 37º, velocidad 5. Con este paso conseguimos un bizcocho más esponjoso.
A continuación, añadimos el aceite y la leche y mezclamos unos segundos a velocidad 2 y medio.
En este momento incorporamos la harina, la levadura y la sal y mezclamos durante 15 segundos en velocidad 2 y medio.
Terminamos de mezclar con la espátula.
Vertemos la masa con mucho cuidado de no manchar los bordes de los frascos, llenándo solamente hasta la mitad o un poquito más y los introducimos en el horno.
Dejamos cocer durante 30 minutos, esto siempre en función del tipo de horno.

Transcurrido este tiempo o un poco antes, pinchamos con un palillo y si éste sale limpio los sacamos y los tapamos inmediatamente, para que haga el vacío.
Dejamos enfriar y a la despensa.
Este bizcocho se puede hacer de manera tradicional sin ningún problema:

En un cuenco grande, batimos los huevos con el azúcar, añadimos la leche, el aceite, ralladura de una naranja y tambien se puede poner un poco del zumo.
A continuación vamos agragando la harina, la levadura y la sal y mezclamos bien.



En la receta original dice que aguantan sin abrir hasta 6 meses, será cuestión de hacer la prueba... ¡si somos capaces de no caer en la tentación!

 

Dificultad:
comparte

0 comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

Estaré encantada de recibir tu comentario: